El blog para emprendedores

Usabilidad para conseguir más usuarios registrados

Publicado por Alejandra el 29 - Dic - 2013

La usabilidad está en boca de todos, cada vez es más común escuchar términos cómo “experiencia de usuario” o sus siglas en inglés UX. Pero ¿A qué viene todo ese boom?

La usabilidad, se refiere a la forma como las personas pueden interactuar con un objeto, programa, dispositivo o sitio Web.  Su objetivo principal es que los usuarios de dichos objetos o tecnologías aprendan a usarlos de manera fácil e intuitiva.

Era de esperarse que la usabilidad fuera un elemento clave e imprescindible a la hora de diseñar una página Web. Por eso el artículo de hoy esta dedicado a dar algunos consejos para construir un buen proceso de registro.

Es muy importante que todos los elementos que componen una web trabajen y se vean bien juntos y que además cumplan todas las expectativas del usuario. Como bien hemos dicho en otros artículos, el objetivo del diseño es resolver problemas, y si un diseño está bien hecho no sólo lograremos que los usuarios vuelvan sino, que podemos conseguir el aumento de conversiones y pasar de tener una simple página Web a una Página Web rentable.

Al diseñar la estructura de una web debemos tener en cuenta absolutamente todos sus elementos, el contenido, los formularios, la redacción, las imágenes, el “calltoaction”, no podemos dejar de lado ninguno de estos elementos, ya que todos, en conjunto cumplen una función. El truco está en identificar cuáles son más importantes que otros y cómo lograr un flujo dinámico para que el usuario interactúe de forma sencilla mientras sigue el camino que nosotros hemos trazado.

El objetivo de este artículo es darte una idea de algunas de las técnicas que puedes implementar para que tus diseños en los procesos de registro sean más “usables” y por consiguiente exitosos.

¡Allá vamos!

1. Soluciones para gente real:  Sólo sabes si una página esta bien hecha cuando es usada por usuarios reales; Asegúrate de que tu no eres el único que está opinando con respecto a las características de la página y si cuentas con una persona que haga parte de tu público objetivo, más que mejor.

2. ¿Qué tiene más importancia para el proceso?: Hay muchas páginas que enfocan toda la importancia en el formulario de registro y aunque este elemento es muy importante, puede que sea un error pensar que es lo que más se tiene que visualizar en la página. La gente que entra por primera vez a una página no quiere registrarse de buenas a primeras, quiere saber de que se trata para tomar la decisión si quiere registrarse o no. Y cómo lo convencemos? ¡Con un buen copy! Cuéntale a la gente que ofreces de manera clara y consisa, asi tal vez los convensas para que rellenen ese formulario tan bonito que te curraste con tanto esmero.

3. ¿Una prueba o un anzuelo?: A veces no tienes porque poner ningún formulario, simplemente puedes dejar al usuario navegar un poco por la página y luego pedirle su información cuando sea necesario. De este modo, si a el usuario le gusta tu página no dudará ni un minuto en hacerse usuario. También puedes dejar el formulario en la home y dejar un link que diga: “Rellenar estos datos luego” Así los usuarios se sentirán libres de navegar hasta que estén convencidos que ofreces lo que ellos necesitan.

4. Menos no siempre es mas: El formulario no tiene porque ser súper corto para ser exitoso, todo depende de la importancia que tengan los campos según el proyecto. A veces es importante pedir más información para darle algún valor al usuario.  Piensa muy bien cuáles son los campos prescindibles y cuáles otros aportarán valor a la experiencia.

5. Call to action fuera de contexto: Aunque nos curremos un diseño increíble con un botón que usa las últimas tendencias del diseño web debemos ser muy cuidadosos al escribir las etiquetas que los componen. El copy es el camino más directo de comunicación con tus usuarios por eso debe estar muy bien pensado y enfocado al usuario final. Por ejemplo: Cuando estamos en una tienda online, a punto de realizar un proceso de compra, podemos reemplazar la típica etiqueta de “continuar” por la de “Pagar” o “Ir a la pasarela de pago”; de este modo el usuario no tendrá chance a confundirse pensando que si le da a continuar sea redirigido a la tienda para continuar comprando: La claridad supera a la brevedad.

6. Formularios con efecto acordeón: Muchas veces nos encontramos con formularios muy largos, por lo que muchas veces recurrimos a páginas enteras para poder incluir toda la información ¿Por qué no mejor trabajar con formularios dinámicos? Los formularios con efecto acordeón muestran y ocultan a medida que el usuario va rellenando los campos. Hay muchas formas de diseñarlo, pero se recomienda concluir cada sección con un botón que incite al usuario a continuar y haga el proceso de rellenar información menos engorroso.

7. “Próximamente”: Las páginas usadas para anunciar que próximamente lanzaremos una página web no tienen porque ser estáticas. Podemos aprovecharnos de ellas para estudiar un poco mejor a nuestro mercado. ¿Cómo hacerlo? Puedes incluir, además de las características básicas que tendrá la web, un pequeño campo para que los usuarios que estén interesados en saber cuando estará activa la página, te den su mail. Luego, con esa información, puedes hacer una pequeña encuesta entre tus “futuros” usuarios para saber si vas por buen camino. Cuanta más información clara y atractiva para tu público objetivo incluyas en esa página de “próximamente” más mails conseguirás. Ten en cuenta que lo único que debes pedir en esta página será una dirección de correo, si pdes algo más puede que el usuario no se fie de tus propósitos.

Deja tu comentario